Ministro de Salud: “Se requiere que el país priorice la salud, dándole recursos financieros necesarios”

El ministro de Salud, Dr. Oscar Ugarte, expuso sobre las necesidades que la pandemia ha evidenciado en nuestro sistema de salud y plantea qué se debe hacer en los próximos años para mejorarlo.

//

Unificar el sistema de salud y fortalecer la atención primaria son dos grandes temas que se han vuelto prioridad en el sector salud durante la pandemia. Así lo explicó el Ministro de Salud, Óscar Ugarte, quien participó del conversatorio virtual “El país que cuidamos”.

El ministro explicó que en esta ocasión es necesario plantear soluciones de fondo y no sólo a corto plazo. La pandemia ha desnudado la situación crítica del sector y para mejorarlo son necesarios los recursos financieros, dijo.

“Se requiere que el país priorice la salud, dándole los recursos financieros necesarios para que podamos tener un sector salud como se merece un país que celebra su Bicentenario y que quiere mirar adelante, en el sentido de buscar el país que nos merecemos”, aseguró. 

Unificación y primer nivel de atención

Se debe trabajar para unificar el sistema de salud pues la fragmentación de este no permite la eficiencia, dijo el ministro Ugarte. “Esto tiene que ser superado. No más subsectores desintegrados unos de otrosno más recursos que pudieran tener mayor eficiencia si los trabajamos en conjunto”, explicó.

Agregó que fortalecer el primer nivel de atención es también fundamental para mejorar el servicio de salud. En este nivel es donde se combina la promoción de la salud, la prevención de enfermedades y riesgos, y la atención de las personas.

Por otro lado, explicó que la propuesta debe ser integral y el cierre de brechas es urgente. “Tenemos déficit en el nivel de recursos humanos, nos falta un tercio de recursos humanos para estar en el estándar de países vecinos. Nos falta una gran inversión en infraestructura, equipamiento e insumos”, comentó en el conversatorio virtual.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.